*Solo del 25 al 6 de Diciembre

black friday elegant themes divi black friday webempresa
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading...

Adversidades en tu negocio online

Hace unos años lo abandoné todo y me embarqué en un viaje en bicicleta que me llevó desde España hasta Irán recorriendo 13 países y más de 8.000 kms. Hubo momentos buenos y momentos malos, pero sobre todo recuerdo un día. Ese día yo lo llamo “mi punto de inflexión” (aquel acontecimiento que, aunque sea pequeño, de repente hace que todo cambie):

 Era el día 11 de ese viaje y me encontraba atravesando Francia. Al atardecer solía buscar un lugar tranquilo donde poner mi tienda de campaña y descansar. Como no lo encontraba seguí y seguí hasta que al final la oscuridad, el cansancio y la lluvia me hicieron adentrarme al final de un sembradío lleno de tierra.

adversidades en tu negocio onlineNo descansé mucho aquella noche y además pasé frío. A la mañana siguiente y debido a la lluvia, el terreno se habia tornado un barrizal, de tal manera que no podía casi ni mover la pesada bici con las alforjas. Con gran esfuerzo comencé a moverla, pero el barro arcilloso que se iba acumulando en las ruedas era tal, que no pasaba por el hueco de los frenos. Me vi obligado a ir sacándolo a manotadas mientras iba moviendo la bici.

Tras un gran esfuerzo llegué a la carretera. La bici estaba tan llena de barro (ruedas, frenos, cadena, platos…) que pensé que no volvería a funcionar bien nunca más. Yo estaba helado, mojado, lleno de barro y desanimado. Y solo era el día 11!

Por un instante dudé. Merecía la pena lo que estaba haciendo? Podría con ello? Era simple, solo tenía dos opciones: seguir o abandonar. En ese instante tomé una firme decisión. De esas decisiones que se toman con rabia y orgullo. Iba a seguir, pasara lo que pasara hasta que la bici o yo reventáramos. Solo tenía que subirme a la bici y pedalear.Ese era mi “negocio” y lo iba a llevar adelante. Después tuve días buenos y muy malos, pero nunca me arrepentí de aquella decisión. Y si mi viaje inicial consistía en ir a Estambul, lo doblé y lo prolongué hasta llegar a la frontera entre Irán y Pakistán, un lugar peligroso, inhóspito y desértico, pero eso amigo mío…es otra historia.

Has tenido algún punto de inflexión en tu “negocio” (sea cual sea)? Cómo lo superaste?

 Si te ha gustado puedes también compartirlo!

———————————————————————————————————————————–

Image Courtesy of Gregory Szariewicz at Freedigitalphotos.net